ARTES EN VIVO PARA EL DÍA A DÍA – PENSAMIENTO APLICABLE #34 – Calentamiento

Todos los actuantes calientan, creo. Puede tratarse de un calentamiento físico que prepare el cuerpo para las acciones que tendrá que realizar. Puede ser un enfocarse y sintonizarse con lo que están a punto de hacer. Puede ser un pequeño ritual, tan poco solemne como tomarse un café. De la manera que sea, el calentamiento da un tiempo para que todo llegue y se unifique: el cuerpo, la mente y el estado emocional/energético. Los actuantes necesitan estar presentes mientras trabajan, totalmente ahí con lo que está pasando, con todo su ser. Este estado fluido de atención relajada es útil también para la vida diaria. Antes de meterse de un salto en la siguiente tarea que tenemos que realizar, podemos permitirnos un poco de tiempo para calentar y asegurarnos de que nuestro cuerpo, mente y energía están todos despiertos y convergen en la tarea.

 

María Ferrara